Algunos viajes del pueblo judío - Intelecto Hebreo

Son las:
04/07/2018
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Algunos viajes del pueblo judío

Colección y Consulta
Algunos viajes del pueblo judío.
(Primera de dos partes)
 
Por: Isaac Lupa (Israel)
 
El Tanaj no es lo mismo para todos los judíos, para algunos es el libro religioso, para otros es pozo de sabiduría, fuente e inspiración de estudiosos, artistas, escritores, pintores y poe­tas. Los profetas Ezra y Nejamia instauraron la lectura y estudio de la Tora; se leería una perashá cada sábado como parte del rezo, para eso divi­dieron la Tora en las semanas del año, tomando en cuenta los años bisiestos, costumbre que se sigue hasta nuestros días.

Sadia Gaon nacido en 350 A C, decía: "Existe quienes no leen ni escriben, quien lee y no entiende, quien lee y entiende, quien escribe y lee por su trabajo", por lo tanto leyendo la Tora todos escuchan su lectura, más adelante escribe: "los judíos viajan, en los viajes se encuentran muchas cosas". Sobre algunos de los viajes del pueblo de Israel, vamos a tratar en este artículo.

Según la Tora los primeros habitantes del planeta son Adán y Eva, con ellos principian los viajes por el mundo, ya que al ser despedidos por Dios del paraíso terrenal, tuvieron que viajar para buscar nuevo hogar, lugar donde existieran las condiciones de rehacer su vida. No pasa mu­cho tiempo y nos encontramos con el segundo viajante, Adán y Eva tuvieron dos hijos, Caín y Abel, al ser este muerto por su hermano, Dios castiga a Caín diciendo viajaras por el mundo donde estés de día y no podrás pernoctar.

Los viajes no son únicamente por tie­rra, ya en la antigüedad nos encontramos con el primer navegante, que solo, construyó su nave, navegando Noe y su familia por cuarenta días. Pasan las generaciones en la Tora y nos encon­tramos con el padre del judaísmo, el primero que dijo que existía un solo Dios, destruyó los dioses de piedra que su padre hacía, y para encontrar nuevos horizontes, viaja de su tierra Harán, a la tierra prometida a Canan; con él, principia el judaísmo y los viajes del pueblo judío.

Abraham se establece, pero sigue via­jando; hace un viaje por tres días, viaje signi­ficante para la religión o sea la Akeida de Isaac. Él viaja al encuentro decisivo de su vida, en el encuentro con su hermano Eisav. Su hijo Jacobo viaja a casa de Laban, en busca de esposa para casarse. Sus hijos venden a su hermano Yosef, que fue llevado en viaje forzado a Egipto. Más tarde cuando llega el hambre a Canan, los her­manos viajan a Egipto buscando provisiones, no sabían que encontrarían a su hermano, ni que se quedarían en ese lugar 200 años, lejos de la tierra prometida. Fue la primera vez que el pueblo ju­dío abandona su tierra. Dos siglos más tarde, el redentor del pueblo judío Moisés, saca a sus her­manos de la esclavitud de Egipto en un viaje a la libertad por el desierto, que dura 40 años; van buscando la tierra prometida que habían abando­nado.

Hemos visto algunos de los viajes del pueblo judío, naturalmente que no relatamos to­dos, ni podemos pararnos en pormenores, ya que cada historia por sí sola forma un estudio y un artículo, por lo que cabe hacer una reflexión: el pueblo judío ha hecho muchos viajes, ha pasado a través de muchos desiertos, ha entrado en dife­rentes destierros (galuth) han cambiado un des­tierro por otro....nos preguntamos: ¿qué apren­dió el pueblo judío de todos estos viajes, de to­dos estos cambios?

Si observamos al parecer sigue dividi­do en las conocidas doce tribus, pues cada una se fue a otro Galuth. También porque sigue actuan­do como doce tribus, pues hasta ahora el Estado de Israel no ha podido hacer concentración de diásporas. Se podría decir que el pueblo judío tiene un gen del viaje, que se fue creando durante los cinco mil años de su existencia.
 
Continuará...
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal